Mundo

AMLO podría convertirse en Trump o Maduro si continúan los ataques a la prensa: Jon Lee Anderson

Periodista estadounidense Jon Lee Anderson pesares críticos Y señales lo que ha hecho el presidente Andrés Manuel López Obrador en contra prensa mexicana, por lo que le insta a pedir disculpas, y recomienda que estos ataques no se produzcan contra la Unión, ya que agrega que el Jefe de Estado corre peligro de caer en las filas de líderes estadounidenses que han agredido a los medios de comunicación, como Donald Trump (Estados Unidos), Nicolás Maduro (Venezuela), Jair Bolsonaro (Brasil) o Aquí mirando (Salvador).

Un conocido periodista y autor latinoamericano señala en una entrevista con EL UNIVERSAL que le preocupa que el jefe del Ejecutivo federal intente controlar los medios y marcar la agenda cada mañana en sus ruedas de prensa. Palacio Nacional.

Anderson cree que las críticas de López Obrador a la prensa generan preocupaciones sobre los periodistas del país, como asesinatos registrados en manos del narcotráfico o la policía.

¿Cuál es su opinión sobre los comentarios del presidente a la prensa?

– Los considero periodistas desafortunados, los que se consideran amigos de México y los mexicanos, y los que han tenido la oportunidad de conocer en persona a Andrés Manuel López Obrador mientras [incluso] candidato presidencial.

Se me presentó como una persona de carácter fuerte, buenos modales, social, histórico, que aparentemente estaba dispuesto a escuchar diferentes opiniones y opiniones. [ahora] Estoy horrorizado por cómo se comporta en la prensa mexicana.

¿Cómo ve la libertad de expresión en la zona?

—En política entendemos que es increíble que las peores personas lleguen a la cima del poder. Pienso en Donald Trump, Jair Bolsonaro, Nayib Bukele, que habla de nuestro hemisferio, populistas que tuitean, reprenden, insultan, que han socavado el debate político, que están usando y que han rebajado la política, incluida la dignidad del Estado. piso de calle.

Yo no diría que López Obrador lo hubiera hecho, pero le preocupa que esté tratando de controlar a los medios en su mañana, que esté tratando de hacer pautas de información, eso no es típico del presidente.

Si hay medios o periodistas a los que criticar, los ciudadanos, los compañeros deben hacerlo, o por último, si son responsables de un pecado legítimo, los jueces y jurados se ocupan de ello, pero no es típico que un presidente ataque a un periodista, titulares o medios de comunicación.

Si más líderes recorren este camino, terminaremos hablando ya nivel de idioma y sin respeto mutuo; lo vemos en los Estados Unidos.

¿Debería el presidente López Obrador reflexionar sobre su posición en los medios de comunicación?

—Andrés Manuel López Obrador debe pensar muy seriamente su forma de hablar, dado que es el Presidente de la República de México y que no está siguiendo ese camino, que está refrenando sus críticas a los medios y tratando de elevar el debate nacional.

La palabra del presidente es muy fuerte, se hunde en los ciudadanos que tienden a creer en sus líderes, y la responsabilidad del individuo es mayor para ser presidente.

¿Los comentarios de López Obrador tienen similitudes con los comentarios de Trump a la prensa?

—Yo no diría que López Obrador ha debilitado aún más el habla, el lenguaje de una manera que Trump, que es realmente bajo, es una mala persona.

Andrés Manuel López Obrador no parece ser una mala persona, parece más benévolo, pero a veces es astuto, sugerente, por eso cuando lo escucho hablar así me preocupa y me gustaría que meditara exactamente en su papel.

No creo que tenga la necesidad de hacer eso, de asumir de lleno el papel de un populista como Donald Trump. Esto lo deja con un legado pésimo y también preocupa, poniendo en crisis a periodistas en su país que desde entonces [hace tiempo] Les preocupa mucho el narcotráfico, la corrupción, el asesino a sueldo. No está claro si proviene de la policía o de quién.

Si fuera Suiza o Suecia, México dejaría de preocuparse tanto, pero como México es un país con mucha desigualdad, mucha pobreza y delincuencia desenfrenada, está liberado por el narcotráfico y la cercanía a Estados Unidos, que también es proveedor de armas de los mismos villanos. . Todo reportero conoce a un compañero de trabajo que ha sido asesinado de forma violenta.

Por eso es muy preocupante que el presidente hable repetidamente de mala prensa cuando estamos en una sociedad donde los periodistas mueren y rara vez aclaran las circunstancias de sus muertes.

¿Puedes hacer periodismo sin cuestionar el poder?

– No, honestamente no, y creo que la respuesta es sencilla, y ojo, hemos permitido el ascenso de gobernadores que no pueden recibir críticas a cambio de su fuerza.

El poder debe ser controlado, porque a veces abusa de sí mismo, de su posición. Lo vemos todos los días en Estados Unidos, lo hemos visto en el pasado de México y no me refiero a esta tarea, estamos hablando del pasado, todos los mexicanos tienen una espina clavada en sus gobernantes, sean alcaldes, gobernadores o presidentes.

Lo peor del mundo es el abuso de poder y la violencia contra quienes intentan ejercer la libertad de expresión. Existe una tendencia populista que ya ha penetrado profundamente en occidente.

Desde 2016, desde la victoria de Donald Trump, todos somos conscientes de que existen grandes riesgos en este sentido, que la democracia en Occidente aún no se ha establecido. Los rasgos popotistas que pueden llevarnos al nepotismo y la dictadura están tanto en Occidente como en Oriente.

Debemos tener cuidado, y uno de los comportamientos más comunes de los autoritaristas es la demagogia, las palabras y los ataques a los periodistas. Nicolás Maduro, Álvaro Uribe [expresidente de Colombia], Nayib Bukele, Jair Bolsonaro y Andrés Manuel López se han ido de este campo, y hay que tener cuidado y cuidado para no tomar este espacio [nunca] más.

Me gustaría escucharlo retroceder en ese sentido, incluso disculparse por su disculpa porque no la continúa porque creo que tiene muchas otras virtudes como hombre y gobernante.

READ  Un número sin precedentes de mujeres líderes, pero la paridad aún está muy lejos

Ernesto Cabanas

Pionero de las redes sociales. Defensor de Internet. Gurú de los zombis. Aficionado al café. Especialista en la web. Practicante de alimentos. Ninja musical de por vida

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar