Economía

Encontrar un árbol de Navidad verde de Costa Rica:

En Costa Rica, la temporada navideña siempre trae consigo tamal, muñecos de huevo, regalos y luces. También significa grandes cantidades de desperdicio, como es el caso en todo el mundo. La comida restante y los papeles de envolver desechados terminan en la basura, pero una de las mayores amenazas ecológicas para la festividad no se debe a la festividad adicional, sino al tradicional árbol de Navidad.

«No hay nada de malo en tener un árbol de Navidad», dijo Jorge Polimeni, director de Costa Rica Neutral, una organización conservacionista costarricense, «pero la cantidad de árboles que compramos cada año tiene un impacto bastante significativo en el planeta».

Según Prott, en las provincias montañosas de San José y Heredia, se han aislado acres de tierra durante todo el año para satisfacer la repentina demanda de pinos en diciembre. A nivel mundial, la investigación ha relacionado las plantaciones de árboles de Navidad con la contaminación de los arroyos, Contaminacion de suelo y reducir la cantidad de tierra cultivable utilizada, todo para producir un producto utilizable en solo unas pocas semanas.

A pesar de estos problemas, el cultivo de árboles de Navidad tiene un impacto mucho menor que otras formas de cultivo y la compra del árbol adecuado ha sido certificado la huella ecológica es mucho menor que la compra de plástico falsificado fabricado en fábrica. El verdadero problema de la madera natural no es su producción, sino su destrucción. Cuando se queda atascado en un vertedero, la huella de carbono de un árbol de tamaño estándar es de unos 16 kg. La madera quemada o compostada produce menos carbono pero aún tiene efecto.

READ  Bodega Aurrera ofrece una pantalla por 10 pesos y se niega a venderla

Entonces, ¿cómo puedes seguir celebrando esta tradición navideña sin que tenga un impacto?

Polimeni recomienda usar madera en macetas como árbol de Navidad para mantenerla viva durante años para su reutilización. Para aquellos que no tienen el pulgar verde para mantener vivo un árbol, una empresa del este de la capital en Cartago ha ideado otra solución.

«Estamos preocupados todo el tiempo que se acerca la Navidad y todos compran un pino y luego todos lo tiran a la basura», dijo Maria Alexandra Sanchéz. Reinventar los muebles En Cartago, al este de la capital. «Queríamos hacer algo ecológico y usarlo una y otra vez».

En ocasiones, se utilizan productos químicos nocivos en los árboles de plástico tradicionales, y los procesos de fábrica utilizados para crearlos consumen a menudo grandes cantidades de electricidad. Para evitar estos problemas, Sánchez ha creado una línea de madera que utiliza solo madera reciclada y reciclada. Ella y su hija exploran casas abandonadas y al borde de la carretera o compran paletas usadas de empresas que planean quemarlas.

“Esta es solo una pequeña contribución a este problema mayor”, dijo. «Es solo un pequeño grano de arena en toda la playa, pero esperamos que pueda ayudar al planeta».

Esta historia apareció por primera vez en 2014

Antonio Calzadilla

Experto en redes sociales. Amante de la televisión galardonado. Futuro ídolo adolescente. Evangelista de la música. Gurú del café

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar